martes, 22 de julio de 2008


La Verdad nos hace Libres


NI CARDOZO, NI ARIAS


(*) Esteban Farfán Romero
E-Mail: farfanopina@gmail.com
Telf. (591) (4) 6832290; Cel. 77180451
Yacuiba – Gran Chaco – BOLIVIA


Una semana antes de la realización de referéndum por el Estatuto Autonómico Departamental (justamente cuando en Yacuiba se procedía a realizar la forzada elección del Subprefecto convocado por el Gobierno Municipal de Yacuiba), el grupo Fides ha realizado una encuesta en el que se hizo una pregunta muy importante.


Lo que me ha llamado es que en dicha encuesta, no aparece ninguna de las dos voces estentóreas que continuamente hablan en nombre de la provincia Gran Chaco, el diputado Willman Cardozo, ni el concejal Jorge Arias. La pregunta obligada es ¿cómo es que hablan a nombre de un pueblo, cuando el mismo no les tiene ninguna confianza? En política, la confianza/legitimidad en una autoridad es muy importante, porque se trata de un capital político que da poder.


Esta encuesta, curiosamente no muy publicitada por los medios de comunicación locales, desnuda la realidad de las legitimidades del Chaco. No es necesarios ser un analista competente para darse cuenta que este resultado tiene un mensaje muy fuerte y duro. La sociedad está cansada del uso de la vieja lógica política del matonaje, del lenguaje brabucón y socarrón.


Las dos autoridades citadas han encarnado una manera de hacer política/politiquería que les ha dado muy buen resultado, como producto de una sociedad con una baja autoestima, desencantada de los líderes, con instituciones muy débiles, y con una cultura política/democrática muy escuálida. Cuando este tipo de realidad se presenta, existe el peligro que aparezcan en escena los demagogos y se aprovechen de las debilidades de las sociedades arrastrándolas al desastre. Justamente eso ha sucedido con el Chaco y con el país.


Les gusta mucho usar el lenguaje de cabildero, primario, irreverente, caradurista, áspero, carraspeante porque es sonoro y mediáticamente es preferido por la prensa superficial y amarilla, y saben que hay que hablar así como para que los medios amplifiquen.


Revolucionarios de café, rociados de un socialismo raquítico que ha fracasado (Muro de Berlín 1989) y que usan consignas atractivas y motivadoras con el fin que la sociedad muerda el anzuelo.


Normalmente este tipo de políticos/lideres no cuentan con referencia política porque están a disposición del mejor postor y la fórmula del éxito en sus acciones es que están embebidos de por una imaginaria impronta supuestamente heroica.


Muestran actitudes claudicantes en cuanto a los intereses regionales, subyugando los mismos a las fuerzas de las coyunturas e intereses personales de supervivencia, con una fuerte dosis de mesianismo. En varias ocasiones Cardozo libre de cuerpo ha dicho “si me sacan a mi, los chapacos vendrán a hacer saice al Chaco” (sic)


Pertenecen al ala dura de los líderes del Chaco, pero asumen posiciones duras porque no cuentan con sustento político cognitivo para defenderse y la única forma es atrincherándose en el lenguaje tribal, violento e irascible. Definitivamente, no se puede negociar ni arribar a acuerdos con estos líderes, porque cambian de posición de las velas de acuerdo a los vientos.


Llama la atención que desde el atentado en Yacuiba perpetrado por un militar de la seguridad del Presidente Evo Morales, se han mostrado muy nerviosos y tensos, con las manos sudorosas y con movilidad descontrolada, muy inquietos y con el rostro enjutado.


Una versión catastrófica, manifiesta que cuando se conozca la verdad de los hechos (circunstancias y hechos colaterales) del atentado, Nava se llevará por delante por delante a varios “caudillos radicales” del Chaco, pues en los Flash memory y en los celulares de famoso subteniente de “élite” se encuentran muchos registros que salpicarán mortalmente.


A estas dos autoridades y a otras se las encuentra muy esquivos, como “niño retado” o como pollo mojado, como si estuvieran temerosos de que se conozcan la verdad en cualquier momento y salta la liebre. Pareciera que tiene una espada de Damocles que pende no de una cerda de caballo, sino de una NAVAja.


Nava ha abierto un agujero negro donde cayeron acusaciones y versiones de todos los colores que salpican a muchas personas que deben poner las barbas en remojo.


Es que hay muchas fechorías que se han hecho que les ha ensuciado la cancha donde pretendían jugar, además que les ha arruinado la fiesta, y cada vez se siente obligados a acercarse al Gobierno (MAS) para poder salvarse. Todo ha comenzado con el asalto/toma a Transredes y YPFB y la quema de los vehículos de la policía, ya en ese tiempo el Gobierno los tenia saltando en la sartén, ahora con lo de Nava, la situación se les ha complicado aún más, no les que da otra que sacarse la capucha (careta/mascara) y hacer campaña por el SI a Evo y el NO a Cossío. Ya comenzó de manera oficial con Arias (se quitó el antifaz de independiente que tenia), luego será Carlos Bru para luego Cardozo terminar con un discursos de esos que sabe hacer, cargado de demagogia y sentimentalismo. Es muy bueno para actuar.


“Por sus frutos los conoceréis decía” Arias, apelando a las palabras del Gran Maestro, y verdaderamente ciertas acciones evidencian que están ya en el MAS, porque como han perdido su piso política de la clase media y los chaqueños, ahora usan un lenguaje seductor de los sectores inmigrantes de Yacuiba. Resulta que ahora Cardozo es el defensor de los migrantes especialmente de los occidentales, le sigue en las acciones Carlos Bru repartiendo besos con las fraternidades paceñas y otras, y como siempre hace el coro en los hechos sin desentonar Arias con su discurso zalamero hacia el mismo grupo social.


Son muchos los que se atreven a pronosticar que las díscolas autoridades de marras, tienen los días contados como consecuencia de la supuesta relación directa el acto de terrorismo incoado desde Palacio de Gobierno y materializado desde santa Cruz a la cabeza de un concejal masista que tiene expediente de terrorista en su juventud.


Sin embargo creo que debe imponerse una nueva lógica de hacer política en el Chaco sin recurrir al viejo estilo desgastado que estos prototipos han impuesto. Da mucha pena que estén apareciendo algunos novicios que pretenden seguir el mismo camino, porque da buenos resultados.


Los nuevos líderes deben tener la lógica política de la visión, del desarrollo, de la democracia, del consenso, de la sinergia, de la transparencia y por sobre todo de la verdad.


MI CONCLUSIÓN:


Estoy convencido que Tarija (los círculos de poder) son los que han construido un adversario en el Chaco de porte sorprendente que no solamente ha perjudicado la relación entre el Chaco y Tarija, sino que ha dejado postergado al Chaco de manera oprobiosa, por lo que ahora se presenta una oportunidad para que se construya un nuevo liderazgo más patriótico/regional y con convicciones democráticas. Hay que aprovechar este momento, en que la sociedad muestra que está cansada de este estilo de política, y construir escenario en el que todos salgamos al final ganando. (Yacuiba 22/07/08)


(*) Es Comunicador Social y Docente.
E-Mail: farfanopina@gmail.com
Web: http://www.estebanfarfanromero.blogspot.com/

sábado, 19 de julio de 2008


LA VERDAD NOS HACE LIBRES


LOS RADICALES


(*) Esteban Farfán Romero
E-Mail: farfanopina@gmail.com
Telf. (591) (4) 6832290; Celular 77180451
Yacuiba – Gran Chaco – BOLIVIA



El vocablo “radical” proviene originalmente del latin radix, -īcis, que quiere decir raíz fundamento, base, origen natural y primigenio (que nace directamente de la raíz sin mediación de ninguna naturaleza) , sin embargo en términos políticos con el transcurso del tiempo el vocablo se ha convertido en una acepción (neologismo político), que alude a las personas/grupos/movimientos partidarios de las reformas extremas/exageradas/excedidas/dramatizadas/tajante/extremoso y este término expresa muy bien lo que en palabras de la jerga democrática liberal significa lo radical, intransigente.
Los analistas profesionales dicen que frente a la disputa descarnada de poder esta siendo dirigidos/manipulado en ambos extremos por “radicales”, que finalmente son los que no permiten que se abra paso la señora democracia para que a través de los principios fundamentales del diálogo, la concertación, el consenso, el consentimiento, se arriben a soluciones de los problemas políticos que amenazan con fulminar/extinguir/asfixiar el país.


El otro día en mi programa diario de televisión “Farfán Opina”, dije que éste es el tiempo de los radicales, de los demagogos, de los que recurren al discurso fácil y zalamero con el fin de conseguir el apoyo de la masa disfrazando ciertos tópicos políticos que soliviantan, para esconder los verdaderos intereses personales y de grupos espurios, mientras el pueblo sigue disfrutando del pan y del circo, el mismo pueblo de los tiempo del César de la Roma antigua. No hemos cambiado nada. Pan y circo, y seremos felices.


Cuando escucho/leo las palabras de algunos de nuestros lideres (?) radicales/demagogos e inconsistentes y extremistas a conveniencia (Bayar, Galarza, Cardozo, Arias, Felipe Quispe, Tuto, Evo, García Linera, Chávez) porque con su intransigencia/testarudez (instrumentalista) desnudan su falta de capacidad de diálogo y de imponerse al otro usando el recurso de los argumentos, las ideas, los principios superiores, los valores, sin recurrir a la violencia, la calumnia, el lenguaje altisonante, etc. Echan mano de la política primitiva, porque no tienen las condiciones cognoscitiva de pensar y recurren fácilmente a fácil opción dela fuerza.


En días pasados cuando de forma injusta prácticamente se lo ha acribillado (los intransigentes) al Rector de la Universidad Carlos Cabrera por haber cometido el “pecado” de invitar al Presidente Evo Morales a la Universidad y buscar tender puentes para comenzar el diálogo, me ha causado un sentimiento de mucha frustración/dolor, porque por culpa/responsabilidad de los intransigentes que tenemos como lideres (?) es que de prisa estamos a punta de llegar al precipicio, simplemente porque éstos no tienen la solvencia suficiente y necesaria para imponerse sobre el otro a través de mecanismos democráticos.


Lo más grave del asunto es que persona sin ningún grado de consistencia política como el tristemente célebre presidente del Comité Cívico de Tarija y su vice, lanzan sus rabiosos cuchillos envenenados contra el Rector buscando guillotinarlo. Los radicales o ceden, y en democracia para conseguir pactos duraderos hay que ceder.


Los “intransigentes” deben saber que en democracia la única vía de resolución de los conflictos (que son normales en la política) se resuelve a través de los dispositivos democráticos. No hay otra vía.


Por eso digo que “nuestros radicales” demuestran su poca consistencia (¿conociendo?) y vocación democrática, cuando afirmo que éstos con esas actitudes están socavando los principales pilares de la democracia ocasionando un grave daño al sistema, en lugar de buscar mecanismos para fortalecerlo para combatir por esa vía al cesarista Morales.


Estoy absolutamente convencido que el Gobierno Nacional del MAS, (mejor el Presidente de la República Evo Morales) no tiene ninguna convicción democrática. Las acciones políticas (de ahora y antes) han demostrado que definitivamente no militan activamente con los principios de manera categórica en la democracia.


Todas las muestras que han dado hasta ahora, evidencian y certifican que para el Gobierno Nacional la ley y las instituciones se usa de manera instrumentalista/utilitaria/benéfica, y hay un desprecio abierto (descarado y cínico) por las instituciones republicanas que limitan el poder absoluto y no le permiten materializar los caprichos. Evo Morales no cree en la democracia, por eso busca a través de ella montar una estructura de poder hegemónica, vertical y centralista que le garantice un poder monárquico/absoluto/omnímodo. Con este tipo de hechos políticos regresamos a la Edad Media, a antes de la Revolución Francesa, la mayor revolución política de la historia de la humanidad.


Si los que se consideran que son de la vereda democrática, no pueden usar instrumentos inmobles y antidemocráticos como la intolerancia/intransigencias/fundamentalismo/radicalismo, para atacar al otro y dejarlo fuera del juego. Definitivamente no es ético y no coincide con los principales principios que la misma democracia establece por lo que están jugando con fuego cuando recurren a los mismos instrumentos que hacen los otros.


Los que no permiten (porque no les conviene) que se arribe de una buena vez a una pacto trampas, sin cartas bajo la manga, son los extremistas de ambos lados que juegan a usar el mismo recursos/mecanismo para lograr/conseguir los mismos resultados, son cultores del odio, fogoneros de la violencia y de la confrontación inútil
Viven de generar violencia, porque no les queda otro recurso para seguir con vida política, porque han demostrado que no tienen condiciones que vivir de acuerdo a la lógica de la política contemporánea, abandonando las conductas salvajes de la política primitiva.


MI CONCLUSIÓN:


Si sabemos que (obligatoriamente) llegaremos a un punto de inflexión donde habrá la necesidad de centripetar los intereses/expectativas/aspiraciones y lograr acuerdos a través de un pacto político/social que posibilite gobernabilidad y paz social (el fin de la política). Si sabemos que llegaremos a ese puto critico de manera obligada tarde o temprano, ¿por qué nos obligan a atravesar un valle de sombras/ incertidumbre y posiblemente hasta de sangre? (Yacuiba 18/07/08)


(*) Es Comunicador Social y Docente.
E-Mail: farfanopina@gmail.com