viernes, 19 de diciembre de 2014

Tres Inocentes Calcinados

El dedo en la llaga | ESTEBAN FARFÁN ROMERO
Tres Inocentes Calcinados
ESTEBAN FARFÁN ROMERO
Twitter: @EstebanFarfanR

El viernes 05 de diciembre será registrado como un día trágico en la historia de Yacuiba porque tres niños inocente perdieron la vida, pues vivían en condiciones precarias en una ciudad donde abunda el dinero público.
Según el reporte oficial, el hecho ha sucedido a las 22:45. La madre vivía con sus dos hijos (Axel Jeremías Vargas de 2 años Tiago Yamil Vargas de 1 año) y su hermano (Lucas Leonardo Chambilla Pedraza de 3 años). Ella (19 años) salió a comprar comida y dejó a los pequeños encerrados en candado en la casa precaria de madera, cartón y hule. Como no tienen ningún tipo de servicio básico, iluminan la habitación con velas, por lo que dejó a los niños con una encendida sobre una mesa pequeña, ésta por desgracia se consumió y cayó en la mesilla que estaba recubierta de un mantel de hule, y que desgraciadamente hizo que el fuego se esparciera por toda la mesa y luego por el resto de la habitación.
Según el reporte del médico forense, los niños murieron asfixiados, pues aspiraron mucho aire toxico producto del consumo del fuego del nylon, cartón y la madera. El niño de tres años, murió abrazado de su sobrino, como protegiéndolo del fuego. El otro estaba en una pose de boxeo, buscando protegerse del fuego. Los cuerpos fueron recogidos por partes porque estaban deshechos, calcinados, casi consumidos completamente por el fuego. Sólo se recuperaron vísceras y todos alcanzaron en una cajita de zapato. El médico forense acostumbrado a este tipo de faenas, con la voz quebrada no podía describir a la prensa lo sucedido porque estaba muy afectado.
Según el testimonio de los vecinos, los bomberos habrían tardado casi tres horas en llegar al lugar. Lo más indignante es que llegaron cuando los vecinos habían apagado el fuego con agua en baldes. El flamante y coqueto carro bombero habría llegado sin agua, mucho menos hidrantes. Los bomberos no tenían indumentaria porque la Subgobernación no le ha dotado “todavía” por lo que esperaron que se consuma todo, para recién recuperar los cuerpos.
Esta actitud ha causado mucha indignación en la población que considera que las autoridades se hacen la burla al montar toda una bulliciosa parafernalia mediática para la inauguración/entrega de obras/equipos cuando no tienen las condiciones para prestar el servicio que publicitan.
Ninguna de las 10 modernas ambulancias recién adquiridas y entregadas en un ruidoso acto con la presencia del ministro de salud, nunca llegaron a pesar de la insistencia de los vecinos. El alcalde dijo días después que la ambulancia no es para trasladar cadáveres, sino heridos. ¿Cómo sabia el alcalde que no había heridos? Cada ambulancia ha costado 120.000 Dólares.
El alcalde Carlitos Brú (MAS/PAN) como niño con juguete nuevo, saca cada vez las 10 ambulancias en caravana a recorrer todas las calles de Yacuiba con las luces y sirenas encendidas, pero no están disponibles para atender al ciudadano.
El ejecutivo seccional Marcial Rengifo (MAS) también es experto en montar un show de magnitud para hacer al entrega de alguna obra u equipo. A veces arriba el presidente aunque sea para la entrega de una canchita o un puente, o unos cuantas cuadratracs. Lo importante es poner el escena el espectáculo para impresionar a la población. Contratan todos los medios de comunicación para asegurarse que se llegue a la mayor cantidad de personas. Casi todas las Radios interrumpen su programación y transmiten en vivo todos los cansinos discursos, los canales de Tv hacen lo mismo, el periódico publica como noticia del medio la nota redactada por los de relaciones publicas de la institución sobredimensionando los hechos.
Los infortunados niños vivían en una casa precaria en una Barrio residencial. No es posible aceptar que habiendo tanto dinero en Yacuiba, todavía haya viviendas en zonas céntricas sin servicios básicos. Este accidente, ha desnudado la verdadera Yacuiba, la Yacuiba profunda, la que no se quiere mostrar, la que se ignora.
Las autoridades hacen esfuerzos millonarios por mostrarnos una Yacuiba moderna, con placitas, semáforos, imponentes edificios públicos pero es solo maquillaje, porque la gente no vive mejor. No hay un buen servicio de energía eléctrica, no hay agua en varios barrios y en la mayoría existe racionamiento, no hay gas domiciliario, las calles parecen bombardeadas. No hay oportunidades de trabajo, muchos se ven obligados a migrar porque Yacuiba no ofrece condiciones expectables.
El Gobierno Nacional ha inaugurado antes de las elecciones la Termoeléctrica y se ha dicho en los discursos que el servicio mejoraría. LA Subgobernación a aportado con 21 millones de Bolivianos a fondo perdido, y el servicio sigue de mal en peor.  Los funcionarios de Setar se ven obligados a culpar a los animales del corte intempestivo de energía eléctrica. A este paso van a faltar los animales que son culpables de los cortes.
El actual alcalde municipal de Yacuiba ha administrado mas de 5.000 Millones de Bolivianos en los 9 años de gestión continua. La realidad de la Yacuiba profunda no ha cambiado. Los anteriores alcaldes con presupuesto de 15 Millones de Bolivianos pusieron en marcha los servicios básico que actualmente existen.
El ejecutivo seccional Marcial Rengifo (MAS), ha administrado más de 3.500 Millones de Bolivianos por concepto del 45%.
Lo que si ha ocurrido es que los que tienen cargos públicos, se han convertido en millonarios, son los nuevos ricos de Yacuiba. Han ampliado su patrimonio de manera evidente. Los de antes, los neoliberales, por lo menos disimulaban, dejaban pasar varios años después que dejaban en cargo para mostrar lo que adquirieron de manera dudosa. Los actuales políticos masistas no guardan las formas.
No tienen problemas de ostentar los bienes malhabidos, injustificables. Muchos de ellos apoyados en la impunidad que garantiza el Gobierno, publican en Facebook las nuevas posesiones. Es mas evidente ahora, porque muchos de los actuales políticos eran personas muy pobres que vivían en condiciones precarias. En Yacuiba nos conocemos todos, cuando alguien se compra una camisa, los de la cuadra se dan cuenta rápido que está estrenando ropa.
Hace días, se ha hecho un trabajo demoscópico que establece que la gente de Yacuiba pide cambio. El problema es que hay precandidatos que no representan el cambio, sino lo mismo porque han compartido el poder con los actuales, sino que por táctica se reinventaron para seguir. (Yacuiba 07/12/14).

ESTEBAN FARFÁN ROMERO, es periodista, analista político y docente.
Twitter: @EstebanFarfanR
Copyright © 2014, Quebracho Imagen Srl.


No hay comentarios: